Stjernesymbol i menu


Símbolo 29
Vías cósmicas de evolución

Resumen de la explicación del símbolo 29 – Vías cósmicas de evolución


El símbolo representa la vida eterna de los seres vivos, que es un caminar eternamente cambiante hacia la más alta luz. En el universo o cosmos hay una infinidad de humanidades de vías cósmicas totalmente distintas a la vía en que se encuentra la humanidad terrena. Los seres de estas humanidades tienen, naturalmente, unos organismos con estructuras y formas totalmente distintas a las de los seres de la humanidad terrena. Del mismo modo que los organismos de la humanidad terrena están construidos como instrumentos para la vida en la Tierra, los organismos de los hombres de otros planetas también han sido adaptados como instrumentos para las condiciones astronómicas y las condiciones de vida de estos planetas. Pero, aunque los seres sean distintos por lo que respecta a la construcción de su organismo, en su resultado final cada uno de ellos particularmente se revelará, por medio de su manifestación y modo de ser, como el ser totalmente perfecto: El hombre a imagen y semejanza de Dios.

Detalles centrales del símbolo:

  • La niebla blanca que rodea la formación en forma de escalera simboliza el yo o X1 de todos los seres vivos.
  • El débil matiz de color violeta junto a los lados de la formación en forma de escalera simboliza la facultad creadora y de experimentación de los seres o X2.
    - Las otras zonas coloreadas simbolizan los organismos de los seres vivos o X3.
  • Las bandas o franjas con dibujos en los peldaños simbolizan distintas vías cósmicas de evolución. Los seres de cada una de estas bandas constituyen una especie concreta con sus características particulares.
  • En el universo hay una cantidad infinita de vías de evolución. La mayor parte de ellas no rozan la Tierra, sino que pasan por otros planetas y mundos del universo eterno.
  • La quinta vía evolutiva desde la derecha simboliza “la vía de los mamíferos”, a la que pertenece el hombre terreno.
  • La vía cuarta y sexta desde la derecha simbolizan la vía de los insectos y la vía de los pájaros respectivamente.


Véase también la descripción y explicación completa del símbolo 29, hecha por el propio Martinus, en La Imagen Eterna del Universo 3 y en Livets Bog 1.